Archivo de la categoría: Diocesis de Celaya

#diocesisdecelaya @diocesis_celaya 6 cosas que debe saber sobre la Solemnidad de la Anunciación

REDACCIÓN CENTRAL, 24 Mar. 17 (ACI).- Cada 25 de marzo celebramos la solemnidad de la Anunciación. Es decir, cuando el Arcángel Gabriel apareció ante la Virgen María para anunciar el nacimiento de Cristo. ¿Por qué es importante este día? 

1. ¿Qué significa la palabra “Anunciación”?

Se deriva de la misma raíz que la palabra “anunciar”. El ángel Gabriel anuncia el nacimiento de Cristo con antelación. “Anunciación” es simplemente una manera antigua de decir “el anuncio”.

Aunque este término suele aplicarse al nacimiento de Cristo, se puede utilizar también en otros casos. Por ejemplo, en su libro “La infancia de Jesús”, Benedicto XVI tiene secciones como “La anunciación del nacimiento de Juan” y “La anunciación a María” porque el nacimiento de Juan Bautista también se anunció con antelación.

2. ¿Cuándo se celebra la Anunciación y por qué a veces se cambia la fecha?

La solemnidad de la Anunciación se celebra el 25 de marzo, es decir nueve meses antes de Navidad (25 de diciembre), en representación de los nueve meses que pasó Jesús en el vientre materno.

Sin embargo, la Anunciación coincide a veces con Semana Santa, cuyos días tienen un rango litúrgico superior a esta solemnidad. Según el Misal Romano: “Cada vez que se produce esta solemnidad durante la Semana Santa, se transfiere al lunes siguiente al segundo domingo de Pascua”.

3. ¿Por qué esta historia es paralela al nacimiento de Juan Bautista?

El nacimiento de Juan el Bautista fue también anunciado con antelación. En ambas historias hay similitudes:

El ángel Gabriel hace el anuncio. Se anuncia a una sola persona: Zacarías en el caso de Juan Bautista, y María en el caso de Jesús. Se anuncia el nacimiento milagroso de un individuo que tiene un lugar prominente en el plan de Dios. En ambos casos realizan una pregunta al ángel (Zacarías pregunta cómo puede saber si lo anunciado sucederá; María pregunta cómo va a suceder. Una señal milagrosa es presentada como prueba (Zacarías se quedó mudo; a María se le informa del embarazo milagroso de Isabel, que se encuentra en su sexto mes). Gabriel se aparta.

4. ¿Por qué la reacción de María es diferente a la de Zacarías?

A primera vista la reacción de María ante Gabriel podría parecerse a la reacción incrédula de Zacarías, pero es fundamentalmente diferente:

Zacarías preguntó cómo podía saber si lo que decía el ángel sería verdad. Su actitud era de escepticismo. María, en cambio, se pregunta cómo se cumplirán las palabras del ángel. Su actitud es de una fe que busca comprender.

5. ¿Cómo responde el Arcángel Gabriel a la pregunta de María?

Gabriel le dice: “El Espíritu Santo vendrá sobre ti y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso el que ha de nacer será santo y será llamado Hijo de Dios”.

Aquí el ángel indica la participación de las tres Personas de la Santísima Trinidad: a través de la acción del Espíritu Santo, el Padre hace que el Hijo sea concebido en forma humana. No habrá ningún padre humano, dejando claro el hecho de que el Niño va a ser el Hijo de Dios.

Como un ejemplo más del poder de Dios, el ángel acota que Isabel, aunque anciana y aparentemente estéril, ha concebido milagrosamente un hijo y está en el sexto mes de embarazo. “Para Dios no hay nada imposible”.

6. ¿Por qué el “Sí” de María es importante?

La aceptación de María de este papel es trascendental porque ella será la Madre del Hijo de Dios. A pesar de los sufrimientos, en sus diversas formas, ella se colocó por completo al servicio de la voluntad de Dios convirtiéndose en protectora del Niño que un día nacería y salvaría con amor al mundo.

Traducido y adaptado por Diego López Marina. Publicado originalmente en National Catholic Register.

También te puede interesar:

VIDEO: ¡Hoy celebramos la Anunciación! El “Sí” de una mujer que cambió la historia https://t.co/PJ2dFLVW3U

— ACI Prensa (@aciprensa) 4 de abril de 2016

 

#diocesisdecelaya @diocesis_celaya Papa Francisco: Una Europa para “el creyente y el no creyente”

El Papa Francisco pidió a los líderes europeos “formar parte de una obra más grande que sus propias personas y por la amplitud del ideal” que animaba a los padres fundadores de la Unión Europea.

La historia es irónica, ahora el primer pontífice latinoamericano pone a reflexionar a los cabecillas europeos con un discurso superlativo sobre “el espíritu de servicio, unido a la pasión política, y a la conciencia de que en el origen de la civilización europea se encuentra el cristianismo”.

“En nuestro mundo multicultural, tales valores seguirán teniendo plena ciudadanía si saben mantener su nexo vital con la raíz que los engendró. En la fecundidad de tal nexo está la posibilidad de edificar sociedades auténticamente laicas, sin contraposiciones ideológicas, en las que encuentran igualmente su lugar el oriundo, el autóctono, el creyente y el no creyente”, dijo el papa Francisco.

El Pontífice se volvió a encontrar con los 27 Jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea acompañados por sus delegaciones en la Sala Regia del Palacio Apostólico del Vaticano.

La ocasión ha sido la víspera del 60º aniversario de la firma de los Tratados constitutivos de la Comunidad Económica Europea y la Comunidad Europea de la Energía Atómica en Roma.

En su discurso hizo referencia al proyecto europeo de los padres fundadores de la UE bajo una “concepción de la vida a medida del hombre, fraterna y justa”. El sueño compartido por Spinelli, Monnet, Shuman, Bech, Adenauer y Spaak. “Después de los años oscuros y sangrientos de la Segunda Guerra Mundial”, recordó.

Asimismo, citó, entre otros, el discurso de Alcide de Gasperi, Siervo de Dios para la Iglesia, sobre la fe puesta por los líderes europeos en un “futuro mejor” para “olvidar viejos enfrentamientos” y “actuar en la más importante transformación”. Palabras símbolo del espíritu de la firma de los Tratados de Roma (25 marzo 1957).

“Los líderes de la época tuvieron fe en las posibilidades de un futuro mejor, no pecaron de falta de audacia y no actuaron demasiado tarde”, afirmó el Papa.

“Volver a Roma sesenta años más tarde” con el “deseo de redescubrir la memoria viva” de la UE para comprender la “importancia en el presente”.

El Papa también recordó las palabras de Juan Pablo II sobre el “alma de Europa” que “permanece unida porque” tiene “idénticos valores cristianos y humanos”, y un “profundo sentimiento de justicia y libertad, de laboriosidad, de espíritu de iniciativa”.

Igualmente se refirió al espíritu europeo “de amor a la familia, de respeto a la vida, de tolerancia y de deseo de cooperación y de paz, que son notas que la caracterizan”.

El Obispo de Roma rememoró a los Padres fundadores de Europa “que habían sobrevivido a un conflicto devastador”, estaban “animados por la esperanza de un futuro mejor” no querían “nuevos conflictos”.

Asimismo, aseguró que “nuestra época está más dominada por el concepto de crisis. Está la crisis económica, que ha marcado el último decenio, la crisis de la familia y de los modelos sociales consolidados, está la difundida «crisis de las instituciones» y la crisis de los emigrantes: tantas crisis”.

Francisco llamó de nuevo a la esperanza evangélica para salir de ese estado de crisis permanente que “esconden el miedo y la profunda desorientación del hombre contemporáneo” y que “exigen una nueva hermenéutica para el futuro”.

“A pesar de todo, el término «crisis» no tiene por sí mismo una connotación negativa….La palabra crisis tiene su origen en el verbo griego crino (κρίνω), que significa investigar, valorar, juzgar. Por esto, nuestro tiempo es un tiempo de discernimiento, que nos invita a valorar lo esencial y a construir sobre ello; es, por lo tanto, un tiempo de desafíos y de oportunidades”, destacó arrancando los aplausos de los presentes.

Francisco sostuvo que precisamente las respuestas para “construir” la Unión Europea “la encontramos precisamente en los pilares”: la centralidad del hombre, una solidaridad eficaz, la apertura al mundo, la búsqueda de la paz y el desarrollo, la apertura al futuro.

“A quien gobierna le corresponde discernir los caminos de la esperanza, identificar los procesos concretos para hacer que los pasos realizados hasta ahora no se dispersen, sino que aseguren un camino largo y fecundo”.

El Papa criticó que Europa haya perdido la memoria del drama de los muros y de las divisiones que ha tenido que eliminar.

“¡Cuánto se ha luchado para derribar ese muro! Sin embargo, hoy se ha perdido la memoria de ese esfuerzo. Se ha perdido también la conciencia del drama de las familias separadas, de la pobreza y la miseria que provocó aquella división”, aseguró.

Francisco pidió no caer de nuevo en los “signos de una enemistad forzada”, pues “ahora se discute sobre cómo dejar fuera los «peligros» de nuestro tiempo: comenzando por la larga columna de mujeres, hombres y niños que huyen de la guerra y la pobreza, que sólo piden tener la posibilidad de un futuro para ellos y sus seres queridos”.

La paz más larga de los últimos siglos…

“En el vacío de memoria que caracteriza a nuestros días, a menudo se olvida también otra gran conquista fruto de la solidaridad sancionada el 25 de marzo de 1957: el tiempo de paz más largo de los últimos siglos. «Pueblos que a lo largo de los años se han encontrado con frecuencia en frentes opuestos, combatiendo unos contra otros, (…) ahora, sin embargo, están unidos por la riqueza de sus peculiaridades nacionales”, destacó.

Antonio Tajani, Presidente del Parlamento Europeo remarcó la centralidad de la personas y el respeto de su dignidad.

Paolo Gentiloni, Presidente del Consejo de Ministros de la República Italiana afirmó que Europa necesita soluciones comunes a favor de los pobres ante la globalización y los nacionalismos exacerbados para volver a los valores de unidad del principio.

También estuvo presente Donald Tusk, presidente del Consejo Europeo y Jean-Claude Junker, presidente de la Comisión de Europa.

Francisco ya se había encontrado a los líderes del Viejo Continente en otras ocasiones para invitarlos a redescubrir los valores perdidos con el tiempo. La primera vez en su visita al Parlamento Europeo y el Consejo de Europa (25.11.2014).

Y en el Vaticano, cuando aceptó el único galardón de su pontificado aprovechando la ocasión para dirigirles un duro llamado a la solidaridad: “Sueño una Europa de la cual no se pueda decir que su compromiso por los derechos humanos ha sido su última utopía” (06.05.2016).

#diocesisdecelaya @diocesis_celaya El Papa Francisco dona 100.000 dólares para los damnificados en Perú

La Conferencia Episcopal Peruana confirmó a través de un comunicado este viernes que el Papa Francisco envió, como expresión de su “cariño y cercanía” con los damnificados de Perú, “una ayuda económica de 100.000 dólares”, a través del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral. La donación será entregada a los obispos peruanos para ser aplicada por medio de Cáritas, agrega el comunicado.

“Con este significativo gesto de preocupación paternal, el Papa Francisco acompaña el dolor de miles de hermanos que sufren a consecuencia de los embates de la naturaleza. El compromiso de la Iglesia Católica en este difícil momento se está expresando con el servicio que brindan las parroquias de las Diócesis afectadas y con la solidaridad de la Colecta Nacional que la Conferencia Episcopal ha pedido a todos los católicos del Perú”, sostienen los obispos peruanos.

En tanto, este viernes, los obispos peruanos también expresaron solidaridad ante las situaciones generadas por los embates de la naturaleza como huaycos (deslizamiento de lodo), inundaciones y lluvias.

“En estos momentos de emergencia nacional, invocamos a quienes están damnificados a preocuparse mutuamente los unos de los otros y a dar preferencia a los más débiles: niños, ancianos y mujeres gestantes, en el momento de repartir la ayuda con equidad. Exhortamos a quienes siguen aún soportando la furia de la naturaleza a mantenerse valientes, como la Virgen María ante la cruz de Jesús, seguros que este momento pasará y vendrán tiempos mejores. Agradecemos a nuestras Fuerzas Armadas, a la Policía Nacional y a nuestras autoridades por su abnegación para ayudar a los damnificados”, expresan.

El pasado domingo, durante el rezo del Ángelus, Francisco rezó por la situación que atraviesa Perú, que de momento dejó más de 80 muertos y miles de damnificados.

#diocesisdecelaya @diocesis_celaya Cómo crear más silencio en tu ocupada vida cotidiana

Una cosa es encontrar silencio en medio de un bosque alejado de la desquiciante multitud urbana; y otra cosa muy diferente es encontrar el silencio en la vida diaria y de forma que acompañe nuestras ocupaciones y las personas y lugares que nos rodean. El silencio sigue siendo un bien fundamental para nuestra salud y bienestar y no hace concesiones ante el clamor de nuestros tiempos ni las exigencias de nuestros días.

No obstante, incluso cuando el ruido te rodea, no significa que no puedas encontrar silencio “intracraneal” o libertad del ruido externo. Es lo que describo como “paz mental”.

La mayoría de los días voy en bicicleta a trabajar y me veo rodeado de ruidosos vehículos y otras muchas entidades nada silenciosas. Sin embargo, lo valoro mucho porque es uno de los momentos en los que encuentro silencio en mi día. Sí, tengo que estar muy atento a los conductores y al flujo del tráfico para estar a salvo, pero aun así puedo encontrar silencio mientras reflexiono sobre el devenir de ese día y del día anterior. Al hacerlo, creo un espacio metafísico imperturbable por las palabras de los demás o los múltiples estresantes de la calle. Todo lo demás parece detenerse mientras avanza mi bicicleta.

Por supuesto, soy consciente de que la bici no es una opción para todo el mundo, así que quiero proponer unas cuantas maneras distintas que os ayudarán a hacer del silencio una parte de vuestro día a día, ya sea en una gran familia ruidosa o en el ajetreo del trabajo.

Una de las mayores amenazas al silencio es el hecho de que muchas casas tienen muy pocas habitaciones donde no haya pantallas o dispositivos electrónicos. Es verdaderamente importante contentarse con tener solo una televisión en una habitación de la casa y que esa habitación no sea el dormitorio.

Cuando la disposición de la casa fomenta el silencio, los habitantes buscan de forma natural oportunidades para disfrutarlo, como leer o dibujar o jugar a un juego de mesa. Pero cuando una casa tiene dispositivos y televisores por todos lados, muchos están siempre encendidos aunque nadie los vea, sin otra función que la de perturbar la paz constantemente.

A muchos nos atrae la idea de que los pocos minutos antes, durante o después de un evento es cuando podemos aprovechar para hacer una cosa más. El problema es que esos momentos pueden ser también la mejor oportunidad para estar en silencio y en reflexión.

Muy a menudo veo personas escribiendo febrilmente en sus teléfonos en el coche o en una sala de espera. Para mí, esas son oportunidades perdidas para pensar tranquilamente, en el tiempo real y en el espacio real, no en el ciberespacio. Muchos nos preguntamos por qué parece que estamos siempre tan ocupados. Tal vez sea porque nunca nos damos un descanso entre las diferentes cosas que suceden a lo largo de nuestros días.

Ver la película, serie o noticiario de turno no es un problema. Pero creo que ver tres horas de televisión todas las noches sí lo es. Sé que muchas personas consideran ese rato como su única forma de relajarse al final del día. Sin embargo, por desgracia los estudios muestran que las pantallas por lo general consiguen activar nuestros cerebros, no calmarlos. Lo que podría parecer un salvavidas al final de un día difícil en realidad podría estar perpetuando las tensiones.

Planteaos recurrir al silencio en vez de a la tele para relajaros; un silencio que todos necesitamos antes del descanso definitivo: dormir.

La gente no dormiría una media de 25 años a lo largo de toda su vida si el sueño no fuera de verdad importante para el cuerpo humano. Dormir es el bien menos respetado y en realidad el más importante, y rara vez le prestamos la atención merecida.

Así que, al igual que queréis que vuestros hijos descansen bien, los papás y las mamás también tienen que tener un rato de tranquilidad antes de acostarse. El problema es que los niños se quedan despiertos hasta muy tarde, lo cual hace que los adultos estemos hasta más tarde todavía.

Aunque sé que es todo un desafío para los padres que trabajan y los hijos nerviosos, tratad de aplicar un horario de descanso estricto y de crear un rato de calma antes de dormir; toda la familia se beneficiará.

Hace unos cuantos años mi hermano me dijo que solía pasarse un par de horas a solas en la cocina cascando nueces sin nada más que lo distrajera. Sonaba aburrido, hasta que recordé que durante milenios la gente solía cortar leña, cuidar del cultivo y alimentar a los animales en silencio y durante horas. Perdidos en nuestro mundo moderno de multitareas, se nos escapa el simple arte de meternos en la realización de una actividad básica que requiera poco ejercicio mental mientras disfrutamos de ese reconfortante silencio.

Hace un par de meses vi un documental, El gran silencio, sobre los monjes cartujos que viven casi toda su vida bajo el voto de silencio. Durante los primeros 20 minutos dudé de si podría aguantar una película entera prácticamente muda. Pero a medida que me metí en la película, perdí completamente la noción del tiempo. La película me arrastró y luego, de repente, empezaron a sonar los créditos del final. Como bien saben estos monjes, la liberación de las limitaciones del tiempo es uno de los dones del silencio.

No hay mejor lugar para encontrar silencio que entre los árboles. Incluso los que vivimos en la ciudad podemos encontrar pequeños senderos o incluso fragmentos de naturaleza que nos invitan a un lugar más pacífico. A menudo es solo cuando salimos de estos lugares cuando nos damos cuenta de lo sagrados que son.

Ojo, no estoy animando a nadie a que se vaya de paseo al lado de un tornado ni que le plante cara a una ventisca, pero lo cierto es que el silencio más reconfortante que he experimentado en mi vida diaria ha sido durante o después de una buena nevada. La lluvia también tiene una forma de silenciarlo todo a nuestro alrededor.

Así que, cuando nieva, suelo salir a buscar un sendero o juego al golf aquí cerca, o busco colinas y valles enmarcadas por el peso de la nieve. Con la lluvia pasa lo mismo, así que en vez de quedaros acurrucados en casa en un día húmedo, salid a pasear y regodeaos en algún lugar tranquilo.

Estas son solo algunas ideas sencillas para devolver el silencio a vuestras vidas. Sin embargo, como con cualquier cosa a la que aspiremos, debemos entender que los beneficios a menudo llegan de forma misteriosa, retrasada e inesperada. A veces, si simplemente nos comprometemos con el proceso, los beneficios terminan llegando.

Así que, si esta noche te da por cascar nueces (quizás para esta receta sana y deliciosa) y sientes que estás perdiendo el tiempo en silencio, sintoniza con tu yo interior y piensa por un segundo (o más) que hubo un tiempo en que la vida era así. Sí, así de tranquila.

Texto adaptado de una serie de tres partes en el blog del autor, y el Evansville Courier & Press.

#diocesisdecelaya @diocesis_celaya Fotografiaron el martirio de este sacerdote para humillarle, y el efecto fue el contrario

La “Guerra Cristera” fue la reacción de los católicos mexicanos a principios del siglo XX a la brutal persecución anticatólica perpetrada por el gobierno “revolucionario” y ateo del país. Entre los grandes testimonios de fe de esa época de martirio es particularmente conocido el del sacerdote jesuita Miguel Agustín Pro, que fue fusilado sin proceso, sólo por su fe católica.

Además de asesinarle, el Gobierno quería garantizar que la ejecución le humillase y sirviera para desalentar y asustar a los católicos, y no esperaba que el resultado acabara siendo justo al contrario:

“De los mártires de esos días, ninguno llamó tanto la atención del público en México y en el resto del mundo como el jesuita Miguel Agustín Pro. Pro fue fusilado por un pelotón ante las cámaras de los periodistas que el Gobierno había llevado al lugar para grabar lo que esperaba sería el espectáculo impactante de un sacerdote que imploraba misericordia. Fue uno de los primeros intentos modernos de usar los medios para manipular a la opinión pública con propósitos antirreligiosos. Pero en vez de vacilar, el padre Pro demostró gran dignidad, pidiendo sólo permiso para rezar antes de morir. Tras unos minutos de oración se alzó, extendió los brazos formando una cruz – una tradicional postura de oración mexicana – y con voz firme, con un tono ni de desafío ni desesperado, pronunció de manera impactante palabras que desde entonces se hicieron famosas: ‘¡Viva Cristo Rey!’. Lejos de ser un triunfo de la propaganda para el Gobierno, las fotografías de la ejecución de Pro se convirtieron en objeto de devoción católica en México y de vergüenza para el Gobierno en todo el mundo. Algunos funcionarios intentaron bloquear su circulación, declarando la simple posesión de esas fotografías un acto de traición, pero no tuvieron éxito” (The Catholic Martyrs of The Twentieth Century, Robert Royal, pp. 17-18).

Estas son algunas de esas fotografías:

1 – Padre Miguel Pro, ya prisionero, en noviembre de 1927, en la vigilia de su fusilamiento. Las ropas civiles se deben a la legislación que prohibía a los sacerdotes usar la sotana en público.

2 – Condenado a muerte sin proceso, el padre Pro se dirige al lugar de su fusilamiento llevando un crucifijo y un rosario.

3 – La última petición del padre Pro: arrodillarse para rezar. El pelotón de ejecución espera mientras besa el crucifijo y reza.

4 – Con los brazos extendidos formando una cruz, padre Pro eleva a Dios esta oración por sus verdugos: “Dios mío, ten misericordia de ellos. Dios mío, bendíceles. Señor, Tú sabes que soy inocente. Con todo mi corazón perdono a mis enemigos”.

5 – Mientras el pelotón dispara, las últimas palabras del padre Pro son muy impactantes: “¡VIVA CRISTO REY!”. Este se convirtió en el lema de todos los cristeros, hasta el punto de que en las ejecuciones posteriores el ejército llegó a cortar la lengua de los mártires para que en el momento de morir no pudieran confesar a Cristo en voz alta.

6 – Herido, el sacerdote cae a tierra aún vivo. Un soldado le da el tiro de gracia.

7 – Muchos mexicanos afrontan el gran riesgo no solo de participar en el funeral del padre Pro, sino también de gritar al paso de sus restos “¡Viva Cristo Rey!”.

Poco tiempo antes de su arresto, el ingeniero Jorge Núñez Prida, amigo suyo, le había preguntado qué haría si le condenaran a muerte. Padre Pro respondió que haría tres cosas:

#diocesisdecelaya @diocesis_celaya sábado 25 Marzo 2017 : Libro de Isaías 7,10-14.8,10b.

Una vez más, el Señor habló a Ajaz en estos términos: «Pide para ti un signo de parte del Señor, en lo profundo del Abismo, o arriba, en las alturas». Pero Ajaz respondió: «No lo pediré ni tentaré al Señor.» Isaías dijo: «Escuchen, entonces, casa de David: ¿Acaso no les basta cansar a los hombres, que cansan también a mi Dios?. Por eso el Señor mismo les dará un signo. Miren, la joven está embarazada y dará a luz un hijo, y lo llamará con el nombre de Emmanuel. Hagan un proyecto: ¡fracasará! Digan una palabra: ¡no se realizará! Porque Dios está con nosotros.